El campo de Lakua

GUI V-02.14 Hangar Garnier. Autor, E.Guinea. AMVG

Enrique Guinea/Archivo Municipal

 

Hangares de Lakua (Toki Eder-San Prudencio)

Un francés afincado en San Sebastián, Leoncio Garnier, puso sus ojos en un campo conocido como de Lakua para crear una escuela civil de aviación. En él, en 1909, se había intentado construir y poner en funcionamiento un biplano y en 1911 y 1912, se había utilizado para hacer exhibiciones aeronáuticas. En enero de 1913, el citado personaje que actualmente tiene una calle dedicada en nuestra ciudad, solicitó al Ayuntamiento que se le construyese un hangar y otros beneficios en materia de impuestos, comprometiéndose él a mantener durante seis años la escuela, consiguiendo la aprobación de sus peticiones. Tras la llegada de un monoplano “Blériot”, el siete de marzo se realizaron los primeros bautismos de aire al precio de doscientas pesetas, los forasteros, y cincuenta, los vecinos. El día dieciséis se inauguróla escuela con la bendición de los hangares y los aparatos por parte del obispo, José Cadena y Eleta, tras la celebración en las campas de un partido de fútbol entre los equipos “New- Club” y “Guipúzcoa”. Los hangares que se ven en la fotografía antigua estaban situados entre las actuales calles Duque de Wellington y Pedro Salinas, aproximadamente donde se halla el polideportivo del Colegio de San Prudencio y la Ikastola Toki Eder.

La escuela estaba en marcha. Solo faltaban los alumnos. Se apuntaron Floro Linacero, Blanco, Hernando y uno apodado “El asturiano”. Leoncio Garnier, no pudo comenzar las clases. El doce de abril, viajaba a Canarias contratado para realizar viajes. El aviador vitoriano, Heraclio Alfaro, se quedó al frente de la escuela junto a otro aviador apellidado Tixier. A finales de abril, comenzaba a funcionar. El once de mayo, Garnier sufrió un accidente en Canarias y regresaba aquí  la semana siguiente. Esta escuela, que aparece en la fotografía de Enrique Guinea, duró hasta el año siguiente, quedando el campo como aeródromo. En él, Heraclio Alfaro vio cumplido uno de sus sueños: volar sobre la tierra que le vio nacer pilotando un aparato por él inventado y construido en una lonja de la calle Florida. Sucedió en la tarde del 22 de junio de 1914, tras un año de trabajo y estudios . Voló sobre la ciudad a quinientos metros de altura y aterrizó en Lakua apagando el contacto y planeando. Este avión fue el primero construido con éxito en el estado español.

La defunción de Lakua como campo de aviación la firmó la creación en 1935 de un nuevo campo de aviación llamado José Martínez de Aragón y, después, General Mola en el término de Zalburu, Sarburua o Salburua, como se conoce el barrio en la actualidad en él construido.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: